El mundo de la movilidad ha sufrido muchos cambios durante la crisis. Muchos de ellos, muy ventajosos para la empresa en términos de ahorro, sin caer en los recortes ni afectar a los empleados. Bajo esta premisa surge BYOD que aunque nos es una consecuencia directa de la crisis, parecen llevarse a la perfección. En términos de movilidad empresarial nos va a ayudar a mejorar nuestra productividad.

Bring Your Own Device, buscando la perfecta movilidad empresarial

BYOD, bring your own device, es una nueva tendencia tecnológica que permite a los trabajadores llevar sus dispositivos portátiles personales para llevar a cabo tareas del trabajo y conectarse a la red y utilizar recursos corporativos. Bien sea llevando nuestro portátil, centralizando toda la información en nuestro smartphone o utilizando la red corporativa desde casa. Esta tendencia empieza a darse cuando las empresas se dan cuenta que son los usuarios los que están más avanzados tecnológicamente y que no pueden seguirles el ritmo.

Ya hemos comentado en más de una ocasión que en temas de movilidad lo que más productivos nos hace es simular nuestros puestos de trabajo. En el caso de estas nuevas políticas empresariales esto funciona a la perfección. Pero qué implica realmente que utilicemos nuestros propios dispositivos para el trabajo.

Respecto a la empresa, lo que se pone en juego principalmente es la seguridad. Es el tema que más preocupa a las empresas que llevan a cabo este tipo de políticas. BYOD no tiene unas medidas de seguridad estándar y dependen mucho del tipo de usuario y del tipo de uso que se le da a los dispositivos. Muchas empresas utilizan cursos de prevención para educar a sus empleados en los usos seguros de los datos de la empresa, sin embargo la mayoría son insuficientes y no cuentan con las distracciones o la facilidad para el descuido de los empleados.

Para los trabajadores, el uso de los dispositivos personales de trabajo suele ser bien recibido. No sólo nos permite cargar menos, ser más responsables y productivos, sino que hace que aumente la satisfacción en el trabajo.

BYOD es una tendencia cada vez más extendida dentro del mundo empresarial si cuidamos nuestra productividad, y el mantenimiento de nuestros dispositivos, veremos que trae más ventajas y desventajas. Y si implantamos nuevas políticas con una planificación previa además evitaremos sustos y nuestros empleados se sentirán más comprometidos con el trabajo.

Vistas algunas ventajas y desventajas de BYOD ¿A cuántos os parece una buena idea utilizar vuestros propios dispositivos para trabajar?