Para que nos hagamos una idea de las cifras que se manejan a nivel mundial, solo en Australia se prevé que el mercado de la movilidad de empresas australianas se aproxime a los 5.500 millones de dólares en 2020, ya que las empresas invierten más en herramientas de gestión de la movilidad, según un nuevo informe de la firma de investigación de telecomunicaciones Telsyte.

El mercado de la movilidad empresarial alcanzará los $5.5 billones al final de la década

Según Telsyte, a finales de la década, el aumento de la inversión de las empresas australianas verá un mercado con un gasto de  $ 1,9 mil millones en dispositivos (smartphones y tabletas), $ 1,2 mil millones en herramientas de administración (incluyendo aplicaciones de gestión de dispositivos multiplataforma MDM) y $2.3 mil millones de servicios de integración y apoyo.

Telsyte dice que el crecimiento del mercado será impulsado por las empresas que se mueven hacia una estrategia de móviles primero y regularmente se van dando el apoyo a una fuerza de trabajo que es cada vez más capaz de trabajar desde cualquier lugar.

Según Telsyte, el 34% de las empresas tienen personal que trabaja regularmente fuera de los locales de trabajo; esta ha sido una tendencia constante en los últimos dos años.

Y Telsyte también afirma que a pesar del aumento de BYOD, casi el 80% de las empresas sigue comprando algunos teléfonos inteligentes para el personal y el 50% compra tabletas, mientras que casi la mitad de todas las tablets compradas tienen características celulares, desde una conexión «siempre activa».

Las dos grandes marcas de teléfonos inteligentes de consumo también dominan la empresa, con la mayoría de las organizaciones que compran teléfonos inteligentes de Apple y Samsung en ese orden, revela la investigación.

Traer sus propias aplicaciones (BYOA), un término que Telsyte dice que acuñó hace más de cuatro años, ha comenzado a cobrar valor en el mercado australiano, según la firma de investigación.

Telsyte señala que el conocimiento de BYOA ha aumentado y más organizaciones están tratando de hacer cumplir las normas que detienen o limitan el uso de aplicaciones de grado de consumo para uso en el lugar de trabajo, principalmente debido a los temores de seguridad.

«A pesar de los temores, alrededor del 10% de las organizaciones admiten que no pueden controlar el BYOA y el personal utiliza aplicaciones personales independientemente de las políticas», observa Rodney Gedda, analista senior de Telsyte.

«Con la llegada de Facebook Workplace, más compañías buscarán aplicaciones empresariales que aprovechen las plataformas de consumo para reducir los requisitos de capacitación y promover la adopción, una tendencia que ha sido un impulsor del BYOA hasta hoy».

Las principales aplicaciones personales utilizadas en el lugar de trabajo son el correo electrónico, el almacenamiento de archivos, la gestión de proyectos / tareas y el calendario de grupos. Pero la investigación revela preocupación por la privacidad y la seguridad de los datos.

Fuente: http://www.itwire.com/mobility/75213-enterprise-mobility-market-heading-to-$5-5-billion-by-decade-end.html